Sobre viajes y viajeros: Parte 3

Después de varios días de tranquilidad, ensueño y descanso, en este hermoso pueblo en la montaña, conocimos a Nayen y Lilén. Dulces y sencillas mujeres que habían elegido una vida diferente, alejadas del ajetreado mundo del consumismo. Ambas habían nacido en una gran urbe y no conocían otra forma de vida que no fuese esa. Pero un día cada una de ellas se dijo a sí misma: “Basta”

Juntaron las cosas que creían esenciales, y ambas emprendieron un hermoso camino de búsqueda personal. Partieron hacia estas hermosas montañas donde viven y disfrutan de su día a día buscando la autosuficiencia sin la dependencia del sistema capitalista que las rodea.

Lilen y Nayen dicen que ahora sí que son libres.

La pastora baja.jpg

Ruka de Colores by Vero Tapia ©

Anuncios

18 pensamientos en “Sobre viajes y viajeros: Parte 3

  1. Uy, conozco yo a alguien que hizo lo mismo…pero todavía no ha conseguido desprenderse de todo. Mirando a los ojos de Nayen (o Lilén), queda claro que hay que seguir en el proceso.
    Me encanta especialmente esta parada. Besitos!

    Le gusta a 1 persona

    • La verdad es que es un proceso muy complicado. Somos tan dependientes del sistema, que el conseguir la autosuficiencia es un camino bastante difícil de transitar.
      Me alegra que te guste esta parada.
      Besicos Natalia 😉

      Me gusta

    • Ay, me alegra que me cuentes eso. ¡¡Gracias!!
      Yo creo que los proceso de cambio los inician las personas valientes que son capaces de decir BASTA, cuando algo no les gusta.
      Desde Ruka de Colores mucha suerte para ella y toda mi energía positiva.
      Saludicos 😉

      Me gusta

  2. Sí. Ésto solo lo encuentras cuando viajas. O en viaje interior (a ser posible sin drogas jeje) o viaje exterior. Yo todavía recuerdo un pastor que vivía en la montaña que apenas sabía leer y con dificultad escribir que hacía poemas. Todavía me conmuevo al recordarlo cuando me leyo esos versos que quedaron en la montaña bajo un mar de nubes atardeciendo. Le pedí algun poema y me dijo que la poesía estaba en aquel lugar y aquel momento. Como una estatua de aire. Pura arquitectura efímera.
    Disfrútalo con intensidad Vero.
    Un abrazo

    Le gusta a 1 persona

    • ¡¡Que hermoso!!
      Muchas gracias por compartir esa historia. Me llena de alegría y me hace soñar.
      Me veo allí entre las montaña, al atardecer rodeada de un mar de nubes escuchando esas lindas palabras. ¡¡Me encanta!! ❤
      Besicos de colores y que tengas una hermosa semana. 😉

      Me gusta

¿Te gustaría dejarme un comentario? Seguro tus palabras me pintan una gran sonrisa

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s